Materiales para el Peeling de aceite de oliva y sal marina:

  • Recipiente para hacer la mezcla
  • Un palo o cuchara para hacer la mezcla (yo uso los palos de garganta de la farmacia, de usar y tirar)
  • Una esponja para retirar de la cara, porque es tan importante poner el peeling como sacarlo correctamente.

(Podéis usar también esas esponjitas de maquillaje)

Ingredientes:

  • Aceite de oliva (si puede ser virgen extra, mejor!)
  • Sal marina fina

El aceite de oliva es muy beneficioso para piel, puesto que la humedece, la protege, la suaviza y le da elasticidad.

La sal en este caso, además de aportarnos minerales, va a servir para eliminar las toxinas y las partes «muertas de la piel».

vadesal

Preparación:

Ponemos en un recipiente 1 chorro de aceite de oliva, y vamos añadiendo sal hasta crear una pasta (yo suelo utilizar dos cucharas de aceite y una y media de sal). Mezclamos bien.

Aplicación:

Una vez creada la mezcla, con la ayuda de dos dedos (índice y corazón), vamos untándonos la cara.

Una vez tenemos la cara con el aceite y la sal, procedemos a dar un masaje, con círculos muy pequeños. Nos interesa ir dando pequeños golpecitos con los dedos (para despertar la piel) y masajear la cara poco a poco, y con muy poca intensidad.

Tengamos en cuenta que en un peeling, se ha de eliminar la piel «muerta», y si frotamos con mucha fuerza, nos llevaremos más piel de la que necesitamos.

Estaremos unos 10 minutos masajeando nuestra piel suavemente.

Al finalizar, usaremos agua tibia y una esponja para ir retirando la mezcla de la cara muy suavemente, hasta que quede limpia.
Luego, aplicaremos la crema hidratante que usemos normalmente, como de costumbre.

Este peeling lo haremos una vez a la semana o cada 15 días.

*Este peeling también se puede hacer en las manos, y en el cuerpo.

Fuente: http://gretelain.blogspot.com.es/2013/02/peeling-de-aceite-de-oliva-y-sal-marina.html