vadesal trucosLa sal común, llamada también cloruro de sodio o cloruro sódico, es un elemento imprescindible en toda cocina, ya que su sabor resalta muchos platos.

Sin embargo, la sal, no sólo puede usarse en la elaboración de diferentes comidas, sino también, con él, se puede realizar curiosos y sorprendentes trucos caseros como los siguientes:

Eliminar los residuos de un florero
Cuando se marchita un ramo de flores en un jarrón usualmente deja depósitos minerales en su interior. Para deshacerse de estas marcas circulares, se puede frotar con sal y después lavarlo con agua jabonosa. Si el florero es muy estrecho y no cabe la mano, se puede llenar el jarrón con agua con sal, luego se agita o se frota suavemente con un cepillo para biberones y finalmente se enjuaga. Esto debe eliminar los residuos.

Mantener las flores en su sitio
Otro truco relacionado con flores, pero en esta ocasión con las artificiales. Si se desea que éstas se conserven en su sitio en un arreglo, sólo se debe llenar un jarrón con sal, agregar un poco de agua fría y poner cada flor en su lugar. De esta forma, la sal se solidificará y las flores no se moverán en el arreglo.

Conservar el buen aspecto del mimbre
Debido a la luz solar, el paso del tiempo, y los elementos, los muebles de mimbre (especialmente los pintados en blanco) suelen adquirir un tono amarillento. Para conservarlo con un tono brillante y natural, se recomienda frotarlos con un cepillo duro mojado en agua tibia con sal. Luego, se dejan secar al sol. Este proceso se debe repetir cada año.

Prolongar la vida de las escobas
Si desea que su escoba de popotillo dure más tiempo, se aconseja remojarla en un balde con agua caliente y sal. Sacarla después de unos 20 minutos y dejarla secar.

Facilitar la limpieza de la chimenea
Si desea dormir, pero la chimenea aún se encuentra encendida, se puede apagar las flamas con sal, ya que extinguirá el fuego de forma rápida. Incluso, los leños humearán menos y habrá menos hollín que limpiar. También será más sencillo limpiar la chimenea porque la sal le dará cuerpo a las cenizas y se podrán barrer con más facilidad.

Hacer su propio limpiametales
Si los objetos de latón y cobre como candelabros o quíteles se han oscurecidos y tienen manchas verdes debido a su exposición a la intemperie, sólo se requiere pulir éstos con una pasta preparada con sal, harina y vinagre a partes iguales para que sea vean como nuevos. Para ello, es necesario usar un paño suave para frotar la pasta sobre el objeto. Luego se debe enjuagar con agua jabonosa y sacar brillo.

Quitar el vino en la alfombra
Cuando, por accidente, cae vino tinto sobre una alfombra, se debe verter rápidamente sobre la mancha un poco de vino blanco para diluir el color. Luego, se debe limpiar la mancha con una esponja y agua fría. Posteriormente, espolvorear el área con sal y esperar unos 10 minutos. Pasar la aspiradora y después frotar la mancha en la dirección natural de las fibras con 4 partes de alcohol.

Eliminar las marcas de agua de la madera
Muchas veces cuando se dejan vasos o botellas que contengan líquido frío sobre una mesa de madera, aparecen las marchas circulares de agua. Para hacerlas desaparecer, es necesario mezclar 1 cucharadita de sal con unas gotas de agua y formar una pasta. Frotar suavemente la pasta sobre las marcas con un paño o una esponja suave hasta que desaparezcan. Lustrar la madera con cera para muebles.

Restaurar una esponja
Las esponjas, por lo general, se ensucian rápidamente por el uso, antes incluso de estar realmente desgastadas. Para restaurarlas, es necesario dejarlas remojando toda la noche en una solución de 1/4 de taza de sal en 1/4 de litro de agua.
Aliviar los piquetes de una abeja
Es necesario humedecer de inmediato la zona afectada y cubrirla con sal lo cual reducirá el dolor y la inflamación. Nota: Si la persona es alérgica, requiere obtener atención médica inmediata.

Evitar la escarcha en parabrisas y ventanas
Debido a que la sal disminuye la temperatura a la que el agua se congela, se recomienda, para evitar la formación de escarcha en las ventanas de la casa, limpiar con una esponja empapada en agua salada y dejar secar. En el caso de los parabrisas de los coches, se aconseja tener siempre una bolsa pequeña de tela con sal para frotar el parabrisas cuando se empañe.

Desodorizar los tenis (zapatillas)
Los tenis y otros zapatos de lona pueden despedir mal olor, especialmente si se usan sin calcetines (medias) durante el verano. Para eliminar este aroma y, a la vez, evitar la humedad, es necesario espolvorear de forma ocasional los zapatos de lona con un poco de sal.

Hacer un aromatizador ambiental ecológico y económico
Para que una habitación huela a rosas en cualquier época del año: sólo es necesario poner en un frasco capas alternas de pétalos de rosa deshidratados y sal, y cerrarlo. Al quitar la tapa, se refrescará la habitación.

Desparasitar los peces con un buen baño
Mientras se limpia una pecera, se puede poner una mezcla de 1 cucharadita de sal pura (no yodada) en 1/4 de litro de agua. (Esta agua, al igual que la de la pecera, debe serenarse durante toda la noche para que el cloro se evapore.) El agua salada matará los parásitos de las escamas de los peces y facilitará a éstos la absorción de electrolitos. Nota: No verter sal directamente a la pecera si los peces son de agua dulce, ya que no tolerarían permanecer mucho tiempo en agua salada.

Limpiar una pecera
Para eliminar los depósitos minerales que libera el agua de la pecera, se debe frotar el interior de ésta con sal pura (no yodada), y después enjuagar bien antes de volver a meter los peces.

Alejar las pulgas
Si un perro tiene pulgas, lo más probable es que el lugar dónde duerme también lo tenga. Por ello, es importante lavar el piso y las paredes por dentro cada tres semanas con una solución de agua salada.

Terminar con el desfile de hormigas
Si las hormigas se han abierto paso directo al hogar, es necesario interceptarlas espolvoreando sal a lo ancho del frente de la puerta o directamente en su camino. De esta forma las hormigas se desviarán.

Fuente: http://www.trucos-hogar.com/trucos_caseros_con_sal.htm